JMF PRS 1.5 – etapa de línea y preamplificador

Características técnicas

  • Tipo: Preamplificador de línea simétrico estereofónico
  • Respuesta de frecuencia: 1 Hz – 100 KHz (+0,0 / -0,1 dB)
  • Entradas: 3 x XLR + 3 x RCA
  • Salidas: 2 x XLR + 1 x RCA (configurable)
  • Ganancia entre fuentes: (-9 dB) – (+6 dB)
  • Nivel de entrada máximo: +22 dB – XLR / +16 dB – RCA
  • Impedancia de entrada: > 5 KΩ / XLR y RCA
  • Impedancia de salida 1 y 2 (XLR): 50 Ω
  • Impedancia de salida 3 (RCA): 50 Ω – 600 Ω
  • Nivel de entrada máximo: +22 dB XLR / +16 dB RCA
  • Distorsión armónica (THD): 0,0005%
  • Relación señal-ruido: > 130 dB
  • Diafonía entre canales: < -120 dBA
  • Rechazo Modo Común (CMMR): 100 dB
  • Control remoto: MBR1 (no incluido)
  • Volumen: 70 pasos de 1 dB – Precisión de paso mejor que 0,05 dB por encima del volumen [40] – Asimetría de volumen derecha / izquierda < 0.1 dB por encima del volumen [40]
  • Medidas:
  • Peso:
  • Acabados: Aluminio anodizado plata o negro – Madera cincelada

 

Descripción

Seleccionar la fuente, controlar el volumen… Preservar la música…

JMF PRS1.5

La calidad de los amplificadores de potencia impulsó a JMF Audio a los estudios de grabación de referencia en Nashville, (USA), en 1989, como se revela en “L’histoire de la marque”Basado en más de 30 años de experiencia en el diseño de componentes analógicos, la investigación y el desarrollo del preamplificador PRS 1.5 llevó muchos años, como bien pueden testificar los primeros propietarios que siguieron la génesis…

Los propietarios de etapas de potencia JMF Audio soñaban con una unidad de control dedicada. Esta tarea debía estar a la altura. Nosotros pensamos que la espera ha valido la pena.

Aunque JMF Audio había diseñado excelentes preamplificadores en el pasado, los nuevos desafíos para un amplificador de referencia eran extremadamente altos:

  1. Calidad del sonido: el objetivo era igualar un atenuador pasivo fijo cuidadosamente diseñado por JMF Audio.
  2. Precisión: simetría perfecta de canales, bajo error en los cambios y garantizar pasos definidos con precisión.
  3. Comodidad: el control remoto tenía que ser posible, como en nuestros convertidores DXC D/A.

Punto 1: es una prueba que ninguno de los preamplificadores que probamos pasó con éxito. (Obviamente, pensamos).
Punto 2: era fácil de cumplir para preamplificadores basados en circuitos integrados, pero rara vez posible en los que mejor suenan, cuyo control de volumen se basa en resistencias conmutadas o potenciómetros. Las unidades de redes de resistencias conmutadas presentan grandes fallas, a menudo producen demasiados ruidos
Punto 3: no fue un problema para la mayoría de los preamplificadores, pero los que mejor sonaban eran pasivos y sin control a distancia.

El PRS 1.5 finalmente vio la luz. No sólo es el único preamplificador que pasa el punto 1 con éxito, sino que supera con creces esta objetivo: especialmente gracias a las etapas de entrada/salida, calibradas a mano, y a la adaptación de impedancia que proporciona la tecnología JMF Audio SSA “Super Symmetrical Analog”.

CSV pasivo de JMF Audio

El PRS 1.5 es un diseño doble mono, totalmente simétrico que incorpora el innovador control de volumen CSV.

El CSV es un control de volumen pasivo con una red de interruptores controlados digitalmente:

. Por su concepto, presenta cero ruido, cero distorsión, cambio de fase cero, ¡espacio libre infinito!

. Está sellado y blindado en un bloque de aluminio mecanizado en masa, grabado con el acrónimo JMF Audio.

. Proporciona una redundancia cuádruple para una la vida útil superior a los mejores potenciómetros.

. Adaptado en impedancia en la entrada y en la salida por la tecnología JMF Audio SSA Super Symmetrical Analog.

Complementando los aspectos principales, los detalles son de suma importancia capital para el resultado musical:

El PRS 1.5 se ha beneficiado de los resultados de la extensa investigación de JMF Audio sobre la neutralidad del sonido de componentes pasivos, semiconductores y materiales, descritos en la sección sobre amplificadores de potencia. El preamplificador PRS 1.5 utiliza componentes seleccionados e inusuales para aplicaciones de audio: semiconductores de instrumentación, componentes pasivos hechos a medida, materiales seleccionados y nobles…

Después de la clasificación refinada en los aspectos técnicos, la decisión final sobre absolutamente todos los componentes que contiene el PRS1.5, se tomó después de extensas pruebas de escucha en el nuevo estudio de audición JMF.

Acabado en madera cincelada, en opción.

El PRS 1.5 hereda la innovadora e inigualable tecnología de la precisa etapa de entrada de los amplificadores JMF Audio, permitiendo un factor rechazo del modo común (CMRR), de 100 dB de interferencia de los cables de entrada, al menos 30 veces más eficiente que los circuitos simétricos profesionales. Este parámetro se ha mejorado mediante la incorporación de criterios psicoacústicos. El acoplamiento de DC exclusivo permite una trayectoria de señal directa (incluso mejorada en la revisión D).
Las señales entrantes por enlace asimétrico (RCA), aprovechan automáticamente la estructura simétrica. Se prestó la misma atención a la etapa de salida para una precisión de simetría superior.

Estos puntos definen la tecnología analógica JMF Audio SSA “Super Symmetrical Analog”, sin duda única…

Un total de 8 puntos de ajuste requieren calibración manual después de un período de rodaje de 100 horas en cada preamplificador.

Las placas mono del preamplificador incluyen componentes discretos de ultrabajo nivel de ruido en carcasa metálica (carcasa militar), y condensadores a medida  para las alimentaciones (a partir de la revisión D). Todos los componentes y conectores de la ruta de audio han sido seleccionados bajo criterios técnicos, de fiabilidad y afinados par sus características de sonoras naturales.

El acabado del circuito impreso en oro puro PGP, propiedad de JMF Audio, es incompatible con los procesos automatizados. Los cientos de componentes a ambos lados de la placa son ensamblados a mano y soldados uno a uno, mediante lupa, por nuestros técnicos especializados, con la soldadura específica de JMF Audio. Una obra de arte que asimila a la joyería.

Sin duda, la etapa de línea más transparente. El PRS 1.5 es también la unidad de control elegida para las etapas de potencia JMF.

Los componentes de JMF Audio están totalmente hechos a mano en nuestros talleres y pasan pruebas estrictas. Desde la revisión B, cada unidad pasa un control de más de 100 horas de escucha en nuestros estudios, asegurándonos de que su futuro propietario sólo recibirá lo mejor.

En JMF Audio dedicamos horas de estudio para el perfeccionamiento de nuestras electrónicas. Lo denominamos “Revisiones” y las enumeramos alfabéticamente en cada uno de nuestros dispositivos. Todos los propietarios de productos JMF Audio tienen la seguridad de poder acceder a las diferentes revisiones de sus aparatos. Evitar la obsolescencia en lo posible, cuidando nuestra clientela, es otra de las formas del savoir-faire en JMF Audio.

Noticias y reseñas relacionadas​